En este espacio encontrarás entrevistas cuidadosamente seleccionadas de personas que trabajan construyendo un mundo mejor de diversos sectores y países.

Marta Lamas de cerquita...

Cuandó inicié la Sección 7 lo que me inquietó fue acercarme un poco más a aquellas personas destacadas en diversos ámbitos culturales, sociales, periodísticos, etcétera con la finalidad de saber una poco más de como son ellos y ellas en otros planos de su vida.
Cuando me propuse entrevistar a Marta Lamas, todo empezó en pensar como acercarme un poco más a ella, pues nos habíamos visto en diversos eventos culturales y sociales pero no hubo suficiente acercamiento, no por lo menos para que me animara a solicitarle la entrevista.
Pero sucedió que fue la madrina de la exposición Adán caricaturizado por Eva, muestra de tres cólegas caricaturistas y yo en el Estanquillo de Monsivais. Ese día antes de proceder a la inauguración hubo un momento de charla en el que por fin me animé a acercarme y mostrarle parte de mi trabajo.
Meses después asistí a la reunión anual de Semillas asociación de la que también es fundadora. Ahí por fin le solicité la entrevista y aceptó.
Después de haber sido pactada la fecha los nervios empezaron a alterarse. Estar junto a una persona a quien se admira tanto pone los nervios de punta, empieza la danza de inseguridades, que si no le gustarán las preguntas, que si no estarán fuera de lugar, que si no serán esto o lo otro, pero hay que calmarse...
El día de la cita mi amiga Olga me ayudaría con las fotos, ella es una magnífica diseñadora y fotógrafa y fan de Marta, así que calmar los nervios de ella fortaleció los míos.
Ese día no permití citas de trabajo ni antes ni después, para acudir con tranquilidad a la entrevista. Salí con tiempo suficiente para llegar puntual, me llevé la guía Roji para que no huebiese fallas para encontrar el domicilio.
Ya en la calle con grabadora en mano, pilas nuevas, 2 cassets, libreta y la bolsa de mano llena de emoción me subí al taxi. La primera impresión fue –no lo escogí bien, este carro está un poco descuidado, a ver si no es de esos que se hacen guajes para que marque más el taxímetro– pero solo eran nervios, el chofer fue muy amable y comprensivo, me pidió la guía roji, confirmó nuestro destino y me dijo “ya sé donde es”, como si él fuese a casa de Marta todos los días, “es una callesita empedrada”.
Y efectivamente es una calle empedrada. Olga me habló al celular, pensé que llegaría más tarde, pero no, solo quería confirmar como llegar. Mientras la esperaba ví en la calle la delgada silueta de Marta caminando con sumo cuidado por la empedrada calle, con pasos tranquilos y con esa sonrisa en su rostro.
Todas llegamos a tiempo nos saludamos y entramos a su estudio....
Nos indicaron en donde sería la entrevista y sentadas por fin Marta Lamas de cerquita empezó....

En la próxima entrega la entrevista....

2 comentarios:

goooooood girl dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Anónimo dijo...

accidentalmente me encontre tu blog, me da la impresion de que eres muy dulce, y con muchas ganas de aportar algo a tu vida y a la de los demas, saludos y mucha suerte!!